Qubic de IOTA como superador de Ethereum en smart contracts

52
pasarela de pagos con criptomonedas

El 3 de junio, la Fundación IOTA puso fin a semanas de especulaciones sobre el proyecto Qubic. Siendo promocionado como el desarrollo más esperado en la historia de IOTA, el nuevo proyecto busca crear un protocolo que «especifique la solución de IOTA para oracle machines, smart contracts, outsourced computations y más».

Si bien la especulación inicial indicaba que Qubic podría llegar a ser un nuevo token, el comunicado de prensa puso fin definitivamente a esa línea de pensamiento, afirmando que «Qubic no es un nuevo token o moneda; no habrá Qubic ICO o airdrop». Para decirlo simplemente: Qubic es una aplicación que intentará mejorar el modelo IOTA existente, además de usar el token para diversas funciones. Por ejemplo, los contratos inteligentes iniciados a través de Qubic (a diferencia de una criptomoneda rival como Ethereum) se pagarán en IOTA. La tecnología está diseñada para depender en gran medida de las transacciones de red gratuitas y altamente escalables de la Tangle, para proporcionar todo desde micropagos sin interrupciones para servicios de transmisión y otras innovaciones, hasta un sistema de recompensa que incentiva a los usuarios a participar en la red Tangle.

El comunicado de prensa es cuidadoso al enfatizar que Qubic es un trabajo en progreso y que la aplicación tiene meses o incluso años de desarrollo por delante antes de que los usuarios vean todo su potencial. Dicho esto, el énfasis en los contratos inteligentes es claramente una indicación de que IOTA está buscando ir más allá de una moneda transaccional. Si bien IOTA en tanto criptomoneda del Internet of Things ha apuntado desde hace mucho tiempo a los dispositivos de IoT como su base potencial (constituyendo un suministro mundial de más de 8 mil millones), la moneda aún sigue siendo considerada como otra más en el ecosistema crypto. La tecnología Tangle ofrece ventajas significativas sobre la mayoría del mercado, con la capacidad de escalar según sea necesario para manejar mayores cargas de red. Mientras que las criptos de generación temprana como Bitcoin dependen de transacciones reguladas por mineros, que aumentan el costo de enviar BTC además de contribuir a una alta congestión de red, IOTA utiliza Tangle y soporte de usuario en la red para instituir transacciones gratuitas que, en teoría, retendrán el corto tiempos de transacción a medida que la red se adapta a un mayor volumen de usuarios.

IOTA buscar pelearle a Ethereum el reinado de smart contracts

Un usuario de Twitter (@FrancLukas1) ha hecho un trabajo fantástico destilando el nuevo comunicado de prensa de Qubic en un entendimiento práctico para la comunidad.

La idea general es que con Qubic, IOTA ahora está incorporando las características de dos facetas de la criptomoneda. La primera es su utilidad como moneda digital, al estilo de bitcoin, que permite a los usuarios y desarrolladores implementar IOTA con fines mercantiles. Impulsado por transacciones sin comisiones y velocidades de red rápidas, IOTA ofrece una ventaja significativa en el mercado, eliminando el 10x improvement necesario para competir en una industria establecida popularizada por el ex CEO de Paypal y capitalista de riesgo Peter Thiel. A través de Tangle, IOTA no está limitada por la barrera en materia de escalabilidad que ha plagado a Bitcoin desde principios de 2017. Si bien BTC ha logrado retener el dominio del mercado y el reconocimiento de marca a través del ciclo bearish de 2018, la criptomoneda original aún no ha implementado un método para resolver la congestión de su red que acompaña el aumento de los intereses y el volumen de la red en la moneda. Por otro lado, la Tangle responde al volumen creciente de usuarios con mayor escalabilidad, lo que significa que la moneda no debería tener ningún problema en crecimiento en proporción a la adopción de la conectividad IOTA y IoT.

Con Qubic, IOTA también ofrece las mismas características de red que Ethereum, particularmente la capacidad de construir contratos inteligentes que luego pueden pagarse en MIOTA. Ethereum, al igual que Bitcoin, está limitado por el aumento de las tarifas de transacción y la lentitud de los productos TPS (transacciones por segundo) que disminuyen la capacidad de uso de la moneda. IOTA une Tangle con Qubic para crear una red infinitamente escalable, con capacidad de pago de tarifa cero, que tiene las mismas características de construcción de plataforma que atraen a los desarrolladores que buscan impulsar la innovación a través de la criptomoneda.

Como FrancLukas1 lo puso en su publicación ELI5, «La gran mayoría del resto de las monedas tienen un competidor que permite enviar de forma gratuita, con escalabilidad infinita». Jimmy Wales, cofundador de Wikipedia, hizo una declaración discordante en un evento blockchain a principios de la semana en el que la criptomoneda es» en una burbuja, el criptomundo es absolutamente, definitivamente en una burbuja «. Desarrollos como Qubic están probando que la declaración de Wales es correcta, no en contra de IOTA, sino en la falta de viabilidad para la mayoría del mercado. La capitalización monetaria de la criptomoneda en cinco años probablemente exceda los 350 mil millones de dólares actuales, pero esa cantidad se concentrará en muchas menos monedas. La mayor parte de la criptomoneda está compuesta por ICO vacíos y proyectos de bombeo y descarga que tienen poco que ofrecer a modo de solución de problemas del mundo real. IOTA, a la luz del anuncio de Qubic, está demostrando ser un jugador a largo plazo en el campo de la interrupción de la criptomoneda.

Fuente: http://www.technewsleader.com/2018/06/04/iota-qubic-smart-contracts-ethereum/

Comentarios

comentarios